¡Cuidá tus oídos de la música alta!

Foto:WeheartIt Sabemos que te encanta sumergirte en tu propio mundo cuando te ponés los auriculares y te olvidas de todo, pero, es muy importante que tengas mucho cuidado con el volúmen de la música. Aunque ahora te parezca una pavada, cuidar tus oídos es sumamente relevante para protegerte de una futura sordera.

1 abril, 2015

Captura de pantalla 2015-03-26 a la(s) 11.27.20

Foto:WeheartIt

Sabemos que te encanta sumergirte en tu propio mundo cuando te ponés los auriculares y te olvidas de todo, pero, es muy importante que tengas mucho cuidado con el volúmen de la música. Aunque ahora te parezca una pavada, cuidar tus oídos es sumamente relevante para protegerte de una futura sordera.

Las claves para minimizar los riegos son:

1. Úsalos menos de dos horas. No los lleves más de este tiempo al día, es el máximo que deberían soportar tus oídos, y siempre a un 60% de su potencia.

2. El mejor modelo. Los más dañinos son los intrauriculares, que someten al oído a una presión sonora muy elevada y cortocircuitan los mecanismos de defensa del oído medio. Son más recomendables los supraurales y los circunaurales (los que tapan la oreja). Su distancia al tímpano es mayor y aíslan del ambiente. Dentro de esta gama, los mejores son los de impedancia (resistencia al paso de la corriente) alta.

3.Cuidado con lo que comes: Tus oídos necesitan vitaminas A y B, ácido fólico y zinc. El pescado azul es especialmente recomendable porque contribuye a la vasculariazación del oído interno. ¿Y qué debes evitar? Los alimentos ricos en azúcares, colesterol, glutamatos, los quesos muy curados y los refrescos con cafeína o quinina.

¡Cuidá tus oídos!

FACEBOOK