Ortorexia: la obsesión por comer sano

La obsesión por comer sano no sólo se limita a la selección y apetencia por determinados alimentos, sino también, a la forma de preparación de los mismos y a los materiales usados para ello

23 diciembre, 2015
Ortorexia: la obsesión por comer sano

Ortorexia: la obsesión por comer sano

Foto:Pinterest

Ortorexia: la obsesión por comer sano

En esta época del año todos buscamos cuidarnos más, comer con menos calorías y ejercitarnos con mayor frecuencia, pero debemos tener mucho cuidado de no caer en extremos como puede ser la ortorexia, que no es más que un trastorno que se produce cuando comer sano se vuelve una obsesión.

¿Qué es la ortorexia?

La ortorexia es un trastorno de tipo obsesivo compulsivo que se caracteriza por realizar una selección extrema de alimentos saludables. Se eliminan alimentos “peligrosos” como pueden ser aquellos que no son nutricionalmente adecuados o aquellos que llevan un proceso industrial o contienen aditivos como colorantes, conservantes u otros.

La obsesión por comer sano no sólo se limita a la selección y apetencia por determinados alimentos, sino también, a la forma de preparación de los mismos y a los materiales usados para ello.

Las personas con más riesgo de sufrir ortorexia son aquellas que se caracterizan por ser meticulosas, presentar un orden exagerado en su vida y buscar la perfección. Los atletas de elite, los culturistas, los adultos jóvenes y las personas de nivel socioeconómico alto son los grupos más vulnerables a padecer este trastorno obsesivo compulsivo, que lejos de conducir a una alimentación más sana perjudica la salud del organismo.

Lo importante es detectar a tiempo la presencia de este trastorno y realizar un abordaje integral para recuperar la conducta alimentaria normal que debe buscar tanto la ingesta de alimentos por necesidad como por placer, y debe permitir comer en sociedad.

La flexibilidad es clave para que la alimentación no se vuelva una obsesión, por ello, cuando empezamos a cuidarnos para vernos y sentirnos mejor, es fundamental no caer en extremos, pues lejos de cuidar la salud un trastorno como la ortorexia perjudica el organismo grandemente.

No debemos olvidar que una alimentación sana incluye todo tipo de alimentos, es placentera y nos permite sentirnos bien tanto por dentro como por fuera sin volverse el centro de nuestra vida.

FACEBOOK